Mi madre desde tiempo inmemoriales, ha tenido esa mania de no querer ningun animal en la casa, llamese perro, gato, loro, etc, y pues como a uno tambien no le nace eso de estar cuidando animales, q no ensucien el piso, darles de comer,etc pues tampoco ha habido reproche, pero siempre es necesario una mascota, hasta es de buena suerte, asi q de los peluches abandonados de una prima (q ahora ya juega con otra clase de muñecos) decidimos rescatar este osito polar, y lo bautizamos con el nombre de Polaris, y aunq ustedes no lo crean a varias chicas y amigas se les ha hecho “lindo” jeje, aki en sus multiples facetas…

Aki en plan Kachondo

Manejando

De “alegre” 

Anuncios